You are currently browsing the tag archive for the ‘leer’ tag.

” Cien anos de Soledad ” del colombiano García Marquez, ” Cecilia Valdés “del cubano Cirilo Villaverde, Poemas de Mario Benedetti y un sin número de titulos literarios dan un toque especial a la Plaza de Armas de la Ciudad de la Habana , se rechupa una los dedos y el espíritu cuando piensa en esas joyas de las letras universales.
Delante de varios stands me detuve, para recordar cuando en mi etapa juvenil, cada mes, al recibir la paga, iba directo a una librería y con el tesoro comprado, regresaba a la casa para devorarlos en el menor tiempo posible. Muchos fueron los reganos que mi madre me propinó, decía “…esta muchacha está lela con esos libros…”, era tanta la pasión que más de una ocasión dejé al novio plantado por estar convertida en uno de los personajes de la lectura escogida. Así fue por muchos anos.
Vino la crisis de la economía cubana y la lectura, pasó a otro estado, apenas tenía tiempo para leer, al término del día, estaba exhausta, ir diariamente en bici a mi trabajo, era la causa para dormirme en cualquier lugar o momento.
Aún así, insistía en leer, soy adicta a la bluena literatura y también a la mala, siempre se ensena y se aprende.
Resulta que l lo que destinabamos a comprar libros, había que desviarlo para adquirir alimentös ya tenía una hija y había que “buscarla de todas, todas” .
Las aguas tomaron algo de nivel , dejé la bici, mi hija creció y también mi salario.
Sin embargo !! El precio de los libros, también!!! ya no pude comprar con tanta frecuencia mis títulos preferidos.
Ahora los veo en los stands de la Plaza de Armas de la Habana Vieja y me resultan tan inalcanzables que duele mirarlo y dejarlos inertes en esos frios escaparates.
Se me ocurrió preguntarle a un vendedor el precio de uno y me dijo $10.00. Ni corta ni tímida, busqué en mi dí al vendedor un billete de $ 10.00 pesos. El Hombre me miró extranado y me dijo: Senora, Usted no vive en
Cuba ? que pena !!!, le había pagado en Moneda Nacional, él se percató de mi asombro y me explicó que en esa zona de la Habana Vieja, todo es en CUC; moneda libremente convertible.
Saqué mis cálculos y llegué a la conclusión que si deseaba un libro debía pagar $ 250 pesos cubanos, ja ja yo gano 465 mensuales, qué me quedaría para comer hasta el próximo pago ?.
Leer o comer ? esa es la cuestión !!

Anuncios
Anuncios